domingo, 22 de marzo de 2015

Mi música: Chris Isaak - Wicked Game



Curiosamente, las casualidades de la vida me han hecho escuchar esta canción en noches de verano, durante algunos años. Quién diría que tiene casi 25 años esta melodía. 

Bella, pero a la vez melancólica, este tipo de canciones no pueden hablar de otra cosa que no sea del amor. La dedico a esas personas que me han hecho suspirar, en algún que otro momento.








No hay comentarios:

Publicar un comentario